Dos Almas unidas a través de una mirada

Escrito por Luz García.

mira2Un vidrio separa, pero el amor complacido, tierno une a una hija con su madre.

Dos seres con caminos distintos.

Una, protegida, acogida en el caparazón del coche, recibe, está dispuesta para seguir su viaje.

La otra de pie, en el exterior, en la acción, transmite el mimo con la sonrisa. ¡Qué se podría hacer para...?!

La vida sigue, como ha seguido desde el principio.

Son leves momentos de eternidad. Dos seres comparten unos años, una mirada, un amor y otro ser, tras bambalinas, ha sido capaz de plasmarlo con la cámara. Gracias a ella estas líneas se han escrito.

¡Qué hermosa es la Vida!

Gracias a que existe el Amor todo es posible, divinamente posible.

Gracias.
Luz García.